Amazonas tala ilegal 950x634

Como consecuencia de la deforestación partes de la selva amazónica están emitiendo más dióxido de carbono del absorben 

El Amazonas es la región que engloba casi la mitad de los bosques tropicales del planeta, un regalo que apareció como causa del meteorito que extinguió a los dinosaurios. Desde hace miles de años esta zona recubierta de vegetación ha absorbido miles de millones de toneladas de dióxido de carbono, pero recientemente algunas partes están emitiendo más CO2 del que captan.

Las conclusiones de varios estudios publicado en Natureque analizan datos desde hace 30 años y reúnen 600 vuelos sobre la selva para tomar mediciones, es que cada vez existen más lugares en el Amazonas que contribuyen efecto invernadero en vez de frenarlo.

La región este del amazonas emite mucho más CO2 del que absorbe, especialmente durante la temporada de sequías. En los últimos 40 años la región ha subido sus temperaturas más de cuatro grados centígrados, unido a la deforestación, incendios y la muerte de los arboles más jóvenes, esto está provocando que la selva desaparezca en algunas partes y se vea sustituida por la sabana, el terreno árido que caracteriza el centro de África.

EL AMAZONAS ACELERANDO EL CALENTAMIENTO GLOBAL

La consecuencia más preocupante de las nuevas condiciones del Amazonas el aumento en la cantidad de CO2 neto que emite. Este proceso acelera el calentamiento global, haciendo que el cambio climático se produzca más rápidamente de lo que se pensaba.

La cantidad de CO2 en la atmósfera es tan grande que forma un “atasco” y las plantas no son capaces de absorberlo con normalidad, como ha ocurrido durante millones de años. Como consecuencia, la cantidad de CO2 que emiten como parte de su respiración vegetal es mayor que la que absorben durante la fotosíntesis.

“La bellísima Amazonia está en el borde de la destrucción funcional y junto al nosotros mismos. Nos encontramos exactamente el momento que decidirá su destino: el punto de inflexión está aquí y ahora”, escribe Thomas E. Loverjoy, autor de uno de los estudios que analiza la situación de la selva.

Los expertos piensan que no podemos recuperar la selva amazónica original, pero aún estamos a tiempo de cambiar esta situación. Si se retira el CO2 manualmente, se reforesta la zona y se utilizan métodos hidrológicos para mantener los árboles y evitar la pérdida de biodiversidad, el Amazonas podría recuperarse y convertirse en un aliado esencial contra el cambio climático.

REFERENCIAS

Amazon Tipping Point

Amazonia as a carbon source linked to deforestation and climate change

Long-term decline of the Amazon carbon sink

Fuente

 

Suscríbete para recibir las últimas noticias y novedades

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario