Te recuerdo como eras...

Te recuerdo como eras en el último otoño.
.
Eras la boina gris y el corazón en calma.
En tus ojos peleaban las llamas del crepúsculo
Y las hojas caían en el agua de tu alma.
.
Apegada a mis brazos como una enredadera,
las hojas recogían tu voz lenta y en calma.
Hoguera de estupor en que mi ser ardía.
 Dulce jacinto azul torcido sobre mi alma.
.
Siento viajar tus ojos y es distante el otoño:
boina gris, voz de Pájaro y corazón de casa
hacia donde emigraban mis profundos anhelos
y caían mis besos alegres como brasas.
.
Cielo desde un navío. Campo desde los cerros.
¡Tu recuerdo es de luz, de humo, de estanque en calma!
.
Más  alla de tus ojos ardían los crepúsculos.
Hojas secas de otoño giraban en tu alma.

Suscríbete para recibir las últimas noticias y novedades

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario