Vieques.

es ahora

que el estruendo de las bombas

callará su infierno.

Empujarás fusiles,

arrancarás barreras,

detendrás tormentos.

Ahora

tiempo de ahogar a Salcedo,

sanar heridas

a pescadores buenos,

establecer diferencia

entre la agresión y el miedo...

Ahora

es hora

en QUE LA MARINA  YANQUI

ELEVE ANCLA Y SE VAYA

con su carabela y trueno..